Bitácora de bolsillo: 8

De sorteos y navidad …

Hay 2 eventos que marcan el inicio y el fin de fiestas navideñas en España, y los 2 son exactamente de la misma naturaleza: juegos de azar.

El soniquete de los niños del Colegio de San Ildefonso cantando los números y premios que van saliendo de los bombos nos sirve de fondo musical que nos inyecta una especie de suero que nos cambiará el ánimo, el carácter, nos transportará a un estadio mental diferente …

Los locutores y periodistas que retransmiten el evento insisten en que este sorteo se realiza por el método tradicional (lo cual, todavía más, le confiere ese aire de cita periódica, de efeméride, de rito anual) -Un bombo enorme con 100.000 bolitas que representan a todos y cada uno de los números que corresponden a los billetes vendidos -del 00000 al 99999- y un bombo muchísimo más pequeño con los premios-

Este sorteo supone la oportunidad de una mejora económica, de un cambio, de un escape a la realidad que hemos venido soportando durante la mayor parte del año. Sin embargo, la inmensa mayoría de la gente (casi todos nosotros) no obtendremos ningún premio y volveremos ipso facto a la realidad anterior y, aún con pérdidas económicas importantes debidas al esquivo azar, nos consolaremos con el consabido: “Salud que haya”

Ya de vuelta a la realidad continuaremos con las diferentes etapas de esas fechas: comidas, cenas, regalos, envíos de whats-apps y sms de recuerdo, felicitación y buenos deseos … etc.

En este periodo inter-sorteos al que llamamos “Navidad” hay varios hitos importantes: 1.º Nochebuena (cenas y regalos), 2.º Noche Vieja (cenas y fiesta) y, por último, 3.º Reyes (cenas, comidas y regalos)

Pero no será hasta el Sorteo del Niño, en la mañana del día siguiente al de Reyes, cuando daremos por finalizado el encantamiento, la vacación, la celebración, la fiesta, … ¿la esperanza?

Es una segunda oportunidad, parece la última, para empezar el año de forma diferente a como se vislumbra (exactamente como acabamos el anterior) En este caso los locutores nos indican que el sorteo se realiza por el método moderno. Es lo justo, ya que empezamos año todo tiene que ser renovado, actual, novedoso …

Nuevamente ponemos en manos del azar nuestra esperanza. Sin embargo, al igual que en Navidad, la mayoría de nosotros no cobraremos ni un euro y pronunciaremos aquella frase de: “Bueno, mientras haya trabajo …” y cerraremos el círculo.

En resumen … Feliz año 2020 y que la suerte, el trabajo y la salud sonrían a todos! 😉

2 comentarios sobre “Bitácora de bolsillo: 8

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .